Plum cake. Un acompañante ideal para el café o té ☕.

plum cake servido

Si encontráis en algún momento daditos de fruta confitada, no lo penséis. Comprad, que ya haréis plum cake. Va por rachas y a veces hay por todos lados, y otras no hay manera de encontrar. Yo me aprovisiono en Lidl, que de vez en cuando traen paquetes de 100gr (Belbake es la marca).

El plum cake es un bizcocho denso, con muy poca levadura y jugoso. Lleva, aparte de la fruta confitada, pasas y, si queréis, frutos secos también. Es muy fácil y siguiendo unas instrucciones dignas de primaria, os quedará una merienda o desayuno de 10.

Ingredientes:
ingredientes para el plum cake
Los ingredientes típicos de la repostería.
  • Harina, 140gr.
  • Levadura química 1.5gr (la conocida como Royal).
  • Azúcar glasé 120gr.
  • Una pizca de sal.
  • Mantequilla 115gr.
  • Huevos 3 pequeños o 2 grandes.
  • Fruta confitada 50gr.
  • Pasas, 40gr. Aunque en esta ocasión lo cambié por fruta confitada, queda mejor con ellas, os lo aconsejo.
  • Brandy 25ml.
  • Vainilla unas gotas.
Elaboración del plum cake:

Es muy rápido, así que ve precalentando el horno a 170ºC. Y pon, si quieres, las pasas en remojo con el brandy, quedan espectaculares 👌🏻.

  • Empomar la mantequilla. Esto es, amasarla con las manos hasta que vaya teniendo una temperatura que pueda modelarse con facilidad.
  • Mezclar con el azúcar glasé.
  • Una vez hecho, se añaden los huevos y se bate. En este paso siempre parece que algo ha salido mal, porque quedan pedacitos de mantequilla flotante, pero no te preocupes, es normal.
  • Incluir el ron y la pizca de sal y se mezcla todo.
  • Tamizar la harina y la levadura sobre el bol y remover con las varillas. Truco del almendruco 🗣: En el tamiz, antes de poner la harina, colocad los frutos secos si los vais a usar, y la fruta confitada. Esto hace que se rodeen de una fina capa de harina. Así quedarán flotando en la masa, y no se vayan todas al fondo.
  • Encamisar el molde. Esto es, ponerle una capita de aceite o mantequilla y harina ó un papel de horno. Yo aconsejo siempre lo último porque la harina da un resultado feo cuando se desmolda.
  • Verter en nuestra masa los toppings que se hayan elegido, como la fruta confitada, las pasas o los frutos secos, e introducirla en el molde.
  • Hornear a 170ºC durante 30-40 minutos, sacar, y dejar reposar hasta que se enfríe para desmoldarlo.

plum cake recién sacado del horno

Resultado:

Ya está. Aquí tenemos a nuestro desayuno de campeones. Ya podéis elegir si bañarlo en chocolate, ponerle azúcar glasé o dejarlo tal cual. A mi me gusta así, y el punto del brandy y las frutas le da un toque muy agradable.

¿Qué os ha parecido?¿Os parece sencillo?¿Le vais a dar una oportunidad a las pasas? Son las grandes odiadas de la repostería, pero de verdad que aquí merecen la pena.

Si queréis acompañarlo con un té, os aconsejo visitar esta página, que tienen tés para todos los gustos y puedes pedir muestras con tus pedidos 🤓. Y si lo que queréis es algo así como más mono que este bizcocho, prueba a hacer estos profiteroles ¡Quedan muy bien!.

plum cake servido

2 respuestas a “Plum cake. Un acompañante ideal para el café o té ☕.”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *